El PSOE exige la defensa del patrimonio de Pozuelo

Concejales integrantes del Grupo Municipal Socialista de Pozuelo

El grupo socialista del Ayuntamiento de Pozuelo presentará en el pleno de julio una moción reclamando la redacción del Catálogo de Bienes y Espacios Protegidos del municipio exigido por la ley, que establece que los ayuntamientos elaboren dicho catálogo inmediatamente después de la aprobación de sus respectivos Planes generales de ordenación urbana, y el PGOU de Pozuelo se aprobó en el año 2002.

En su moción señalan que el Catálogo de Bienes y Espacios Protegidos “es el principal instrumento comprendido en la legislación estatal y autonómica para la protección y conservación del patrimonio histórico a nivel municipal. El objetivo de dicho Catálogo es la protección y conservación de los bienes y espacios que por sus valores arquitectónicos, urbanísticos, históricos, artísticos, culturales, ambientales, paisajísticos, botánicos, forestales, agrícolas u otros, sean susceptibles de ser considerados como bienes catalogables con arreglo a lo dispuesto en la legislación”.

Ángel G. Bascuñana, portavoz de los socialistas en el Consistorio, ha señalado:“Es una pena que el Ayuntamiento no se haya preocupado por hacer este catálogo y que de estar hecho hubiera permitido evitar el deterioro y conseguir la protección de bienes y espacios singulares de nuestra ciudad. En Pozuelo hay obras arquitectónicas singulares de Fisac, Cano Lasso, Higueras  o Campo Baeza. Hay viviendas típicas de hace casi 100 años, está La Poza, alguna fábrica de curtiembres en peligro de derrumbe, el muro de la Casa de Campo, la Escorzonera, la Cruz de la Atalaya, los fortines de la Guerra Civil y otros muchos edificios que deben tener protección máxima. Lo mismo sucede con nuestro patrimonio ambiental: El Monte de Pozuelo, también Monte Gancedo, Retamares y Arroyo Meaques o el Parque Forestal deben estar recogidos en este Catálogo.” Y añade “La falta de protección ha provocado que desaparezcan edificios como el Antiguo Ayuntamiento que sus predecesores tiraron para luego reconstruir y dejar esta triste plaza del Padre Vallet, o el muro de Huerta Grande. También algunos chalets de vacaciones de singular arquitectura de hace muchos años o el deterioro de zonas verdes y parajes que ahora son sólo cemento”.

Bascuñana ha indicado también: “No sólo es necesario proteger los bienes físicos, sino también tradiciones y el patrimonio inmaterial de nuestra ciudad, que nos permite conocer de dónde venimos y construir ciudad a partir de lo que fuimos.”

En su moción además el PSOE manifiesta que este catálogo se tiene que hacer contando con el tejido social del nuestra ciudad. “En estos tiempos de necesario fomento de la participación ciudadana hay que abrir una mesa para que a esta tarea colaboren asociaciones dedicadas a la memoria y la cultura tradicional y otras culturales y medioambientales que tanto se preocupan por nuestra ciudad”, concluye Bascuñana.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*