UGAMA solicita ayudas urgentes para los ganaderos de vacuno de leche en la Comunidad de Madrid

Foto: Walcyr Mattoso

La Unión de agricultores, ganaderos y Silvicultores de la Comunidad de Madrid, UGAMA, la organización más representativa del sector ganadero en esta Comunidad, ha hecho público a través de un comunicado su malestar ante la situación que están atravesando los productores lácteos.

UGAMA alerta de la desaparición de la mitad de los ganaderos de vacuno de leche en los últimos diez años en la Comunidad de Madrid, (actualmente se cuentan sólo 53 explotaciones en producción), y ha pedido una reunión urgente con el Director General de Agricultura, José Luis Sanz Vicente, para que no se condene a la extinción al sector lácteo en esta Comunidad.

UGAMA estima que el sector productor de vacuno de leche ha dejado de percibir aproximadamente 3,2 millones de euros en la Comunidad de Madrid desde mayo del año pasado, con una media de pérdidas por explotación de más 61.000 euros, lo que se corresponde con una bajada en el precio de la leche de más de 20 puntos porcentuales.

En este sentido, la organización ha solicitado una reunión urgente con el Gobierno Regional para que, junto a un grupo de productores, se pueda trasladar la problemática actual del sector en la Comunidad y solicitar una ayuda de minimis de hasta 15.000 € por productor, según establece Bruselas.

“El Gobierno de Castilla-La Mancha ha anunciado recientemente que va a conceder a los productores de vacuno de leche de su Comunidad este tipo de ayudas “– afirma Alfredo Berrocal, presidente de UGAMA. “A pesar de la grave situación del sector, sin duda supone un balón de oxígeno para los productores y también los nuestros necesitan aire para poder continuar con sus explotaciones”, añade.

UGAMA recuerda que la ganadería de vacuno de leche no sólo es una fuente generadora de empleo en el medio rural, sino que, además, contribuye al sostenimiento del tejido social y empresarial en las zonas rurales ya que es también una fuente de riqueza para distribuidores, comercializadores locales, pequeñas industrias transformadoras, etc. y su desaparición provocaría graves perjuicios a la economía de las zonas rurales y a sus habitantes.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*