Diversos sitios históricos, culturales y naturales, inscritos en la Lista del Patrimonio Mundial

General view of Hebron Old City - © Firas AL_Hashlamoun

El Comité del Patrimonio Mundial, reunido en Cracovia (Polonia) del 2 al 12 de julio, ha inscrito la Ciudad Vieja de Hebrón/Al Khalil (Palestina) y el Complejo W-Arly-Pendjari (Benin, Burkina Faso), que es una extensión del Parque Nacional W de Níger en la Lista del Patrimonio Mundial. El Comité inscribió simultáneamente el sitio de la Ciudad Vieja de Hebrón/Al Khalil en la Lista del Patrimonio Mundial en Peligro.

Los nuevos sitios son:

Ciudad Vieja de Hebrón /Al-Khalil (Palestina) – El uso de un tipo de piedra calcárea local marcó  la construcción de la Ciudad Vieja de Hebrón/Al Khalil en el periodo mameluco, entre 1250 y 1517. El centro de interés de la ciudad era el sitio de la Mezquita Al-Ibrahim/Tumba de los Patriarcas, cuyos edificios se encuentran en un recinto construido en el siglo I de nuestra era para proteger las tumbas del patriarca Abraham/Ibrahim y sus familiares. Este lugar se convirtió en sitio de peregrinación para las tres religiones monoteístas: judaísmo, cristianismo e islam. La ciudad se encontraba en la encrucijada de rutas de comercio de las caravanas que viajaban entre el sur de Palestina, el Sinaí, el este de Jordania y el norte de la Península Arábiga. Aunque en el periodo otomano que siguió (1517-1917) la ciudad se extendió a áreas circundantes y atrajo numerosas nuevas realizaciones arquitectónicas, en particular la elevación del nivel de los tejados de las viviendas y la construcción de más plantas en las mismas, la morfología general de la ciudad mameluca ha persistido en la organización jerárquica de los barrios, repartidos entre distintos grupos étnicos, religiosos o profesionales y viviendas con grupos de habitaciones organizados según un sistema de arborescencia.

Extensiones

Conjunto de la W del Níger, Arly y Pendjari (Níger/Benin/Burkina Faso) [Extensión del sitio “Parque Nacional de la W del Níger” – Níger] – Inscrito en 1996 en la Lista del Patrimonio Mundial, el Parque Nacional de la W del Níger es objeto ahora de una extensión transnacional que abarca terrenos pertenecientes a Benin y Burkina Faso. El sitio es una vasta sabana intacta de tipo sudanés-saheliano con diversas clases de formaciones vegetales: praderas, malezas arbustivas, sabanas boscosas y bosques abiertos. Constituye el conjunto más vasto y continuo de ecosistemas de sabana terrestres, acuáticos y semiacuáticos del África Occidental. Su territorio no sólo sirve de refugio a especies animales amenazadas o en peligro de extinción, sino que además alberga la mayor población de elefantes y la única población viable de leones del África Occidental, y también una gran mayoría de los grandes mamíferos característicos de esta región, como manatíes, gatopardos y leopardos.

La 41ª reunión del Comité del Patrimonio Mundial, presidida por Jacek Purchla, fundador y director del Centro Cultural Internacional de Cracovia, se prolongará hasta el 12 de julio y las inscripciones proseguirán hasta el 9 de julio, incluido.

Inscripción de tres sitios naturales

Tres nuevos sitios naturales en la Lista del Patrimonio Mundial, uno en Argentina, uno en China y otro que comparten Mongolia y la Federación de Rusia. El Comité aprobó también la extensión del sitio de los Bosques primitivos de hayas de los Cárpatos y otras regiones europeas, que abarca ahora doce países: Albania, Alemania, Austria, Bélgica, Bulgaria, Croacia, Eslovaquia, Eslovenia, España, Italia, Rumania y Ucrania.

Los nuevos sitios inscritos (por orden de inscripción) son:

Qinghai Hoh Xil (China) – La región de Qinghai Hoh Xil se halla al nordeste del Qinhai-Tibet, el altiplano más vasto y alto del mundo. Abarca un extenso territorio de montañas alpinas y estepas situadas a más de 4.500 metros de altura, en las que reina un clima frío con temperaturas medias anuales por debajo de 0º. La diversidad biológica del sitio es única en su género, debido a sus condiciones climáticas y su configuración geográfica. Más de un tercio de las especies vegetales y la totalidad de los mamíferos herbívoros de esta región mesetaria son endémicos. El sitio preserva íntegramente la ruta migratoria del antílope tibetano, un gran mamífero endémico de este altiplano que se halla en peligro de extinción.

Paisajes de la Dauria (Mongolia/Federación de Rusia) – Este sitio transnacional es un ejemplo único en su género del ecosistema estepario dauriano, que se extiende desde el este de Mongolia hasta la Siberia rusa y penetra incluso en el nordeste de China. Su clima cíclico, caracterizado por una alternancia de periodos secos y húmedos bien diferenciados, propicia la existencia de una rica diversidad de ecosistemas y especies de fauna y flora que revisten una gran importancia a nivel mundial. Los distintos tipos de estepas existentes –boscosas, lacustres y de pradera húmeda– son el hábitat de especies animales raras como la grulla de cuello blanco y la avutarda barbuda, así como de millones aves migratorias entre las que figuran especies vulnerables amenazadas o en peligro de extinción. También es un sitio importante para la ruta migratoria de la gacela dauriana.

Parque Nacional Los Alerces (Argentina) – Situado al norte de la Patagonia, en la cordillera andina, el territorio del Parque Nacional Los Alerces colinda en su parte oeste con la frontera de Chile. Las sucesivas glaciaciones han configurado su morfología con paisajes espectaculares de morrenas, circos glaciares y lagos de aguas límpidas. En la vegetación del parque predominan los bosques densos templados y, a mayor altitud, los pastos de montaña situados bajo las cumbres rocosas de los Andes. Este sitio es vital para proteger algunas de las últimas parcelas continuas de bosque patagónico prácticamente virgen que albergan numerosas especies de flora y fauna, endémicas o en peligro de de extinción.

Parque Nacional Los Alerces (Argentina) © Ricardo Villalba

Extensión de un sitio ya inscrito:

Bosques primarios de hayas de los Cárpatos y de otras regiones de Europa (Albania/Austria/Bélgica/Bulgaria/Croacia/Eslovenia/España/Italia/Rumania/Ucrania)

Este sitio es una extensión transnacional del sitio Bosques primarios de hayas de los Cárpatos y bosques antiguos de hayas de Alemania, que compartían Eslovaquia, Ucrania y Alemania, que tras la ampliación abarca ahora un total de doce países. Desde finales de la era glaciar, los hayedos de Europa se extendieron rápidamente a partir de algunos refugios aislados en los Alpes, los Cárpatos, el Mediterráneo y los Pirineos, en un proceso que tomó algunos miles de años y que continúa todavía hoy. El éxito de la expansión de la haya se explica por la flexibilidad de la especie y su tolerancia a diferentes condiciones climáticas, geográficas y físicas.

Sitios culturales de Angola, Eritrea y Sudáfrica ingresan en la Lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO

El Comité del Patrimonio Mundial también ha inscrito tres sitios culturales de Angola, Eritrea y Sudáfrica en la Lista del Patrimonio Mundial. Angola y Eritrea han conseguido así, respectivamente, sus primeros sitios en la Lista.

Los nuevos sitios, por orden de inscripción, son:

Vestigios de Mbanza Kongo, capital del antiguo Reino del Kongo (Angola) – Situada en una meseta a 570 metros de altura sobre el nivel del mar, la ciudad de Mbanza Kongo fue la capital política y espiritual del Reino del Kongo, uno de los mayores Estados estructurados del África Austral entre los siglos XIV y XIX de nuestra era. El centro histórico de Mbanza Kongo se fue extendiendo en torno al palacio real, la residencia del soberano, el tribunal consuetudinario, los recintos funerarios de la realeza y el árbol sagrado. A su llegada en el siglo XV, los portugueses añadieron a la ciudad indígena, construida con materiales autóctonos, edificios de albañilería edificados al estilo europeo. El sitio de Mbanza Kongo es el lugar de todo el África Subsahariana que mejor ilustra los profundos cambios ocasionados por la implantación de los portugueses y del cristianismo en la parte central del continente africano.

Asmara: ciudad modernista de África (Eritrea) – Situada a más de 2.000 metros de altura sobre el nivel mar, la capital de Eritrea, Asmara, se empezó a desarrollar a partir del decenio de 1890 como puesto militar de avanzada del poder colonial italiano. A partir de 1935, se inició un plan urbanístico a gran escala para construir con el estilo racionalista italiano de la época toda una serie de edificios gubernamentales y comerciales, iglesias, mezquitas, sinagogas, viviendas, hoteles, cines, etc. El sitio abarca la zona de construcciones planificadas en sucesivas fases, desde 1893 hasta 1941, y también las construcciones no planificadas de los barrios autóctonos de Arbate, Asmera y Abbashawel. Este bien cultural constituye un testimonio excepcional del urbanismo occidental de principios del siglo XX y de su aplicación en un contexto africano.

Paisaje cultural de los ǂkhomani (Sudáfrica) – Este paisaje cultural se sitúa en la frontera con Botsuana y Namibia, en la parte septentrional del país. Comprende una vasta zona que coincide con la del parque nacional Kalahari Gemsbok. Se trata de una gran extensión de dunas que contiene vestigios de ocupación humana desde la Edad de Piedra hasta nuestros días y está asociada con la cultura de los ǂkhomani san. Este pueblo, antaño nómada, elaboró estrategias de subsistencia para hacer frente a condiciones ambientales extremas. Así, desarrolló conocimientos específicos en materia de etnobotánica y prácticas culturales y una cosmovisión relacionada con las características geográficas de su entorno. El paisaje cultural de los ǂkhomani refleja el modo de vida que predominó en la región durante milenios y da forma al al sitio.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*