Nuevo ataque con amenazas de muerte a la sede del Partido Comunista de Madrid de Alcalá de Henares

En la madrugada del 30 de abril, el Centro Social 13 Rosas, sede común de Izquierda Unida y el Partido Comunista de Madrid (PCM) en Alcalá de Henares, así como de diferentes movimientos y organizaciones sociales, ha sido nuevamente objeto de un ataque atribuido por los denunciantes a la extrema derecha, esta vez en forma de pintadas con insultos y amenazas de muerte en la fachada.

La fachada del Centro Social sufrió una serie de pintadas. En ellas, los autores no se identifican, pero insultan y amenazan de muerte, con rúbricas de simbología nazi.

No es la primera vez que dicha sede y otros lugares relacionados con la actividad del PCM tanto en Alcalá como en otros puntos de nuestra comarca sufren actos vandálicos. Hace unos meses, el 29 de octubre de 2017 un presunto grupo fascista intentó penetrar en esta la citada sede mientras miembros de la UJCE estaban realizando una reunión, causando destrozos en la puerta y la fachada del local.

El pasado 7 de abril, los militantes del PCM tuvieron también que afrontar las amenazas contra un acto contra la represión de la protesta social y, esa misma semana, en vísperas del acto que todos los años se celebra el 14 de abril junto a la tapia del cementerio, destrozaron la placa en memoria de los republicanos fusilados.

El Partido Comunista de Madrid condena con rotundidad «la sucesión de agresiones y amenazas protagonizadas por grupos neonazis que se suceden en el corredor del Henares y hacemos un llamamiento para seguir trabajando coordinadamente, desde la organización y la unidad, para acabar con el fascismo y desenmascarar a los grupos fascistas, quienes los amparan social y políticamente y quienes los financian», han señalado en un comunicado.

«Frente a sus amenazas y su discurso de discriminación, homofobia y racismo que utilizan como cortina de humo para perpetuar un sistema basado en profundas desigualdades sociales, nosotras vamos a seguir trabajando y construyendo solidaridad y vamos a seguir luchando por la construcción de un mundo donde exista justicia social e igualdad, donde se respeten los derechos humanos», subrayan los denunciantes.

El PCM, la UJCE e IU van a seguir emprendiendo las acciones legales que estimen oportunas «ante estos reiterados ataques que lejos de amedrentarnos, nos reafirman en el compromiso con la defensa de los derechos de todas, de los intereses de la clase trabajadora, nativa o extranjera. Exigimos a las instituciones públicas que tomen cartas en el asunto y cesen en hacer dejación de sus funciones en la defensa de los valores democráticos», concluyen.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*