BECSA, empresa dirigida por Gabriel Alberto Batalla Reigada, construye una nave industrial en Vila-real

La compañía de construcción BECSA, que está dirigida por Gabriel Alberto Batalla Reigada, se encuentra en la actualidad ejecutando un nuevo proyecto, ubicado en Vila-real. Consiste en la construcción de una nueva nave industrial para la empresa de cerámica Vidres S.A., como término de un proyecto completo que comenzó el pasado mes de abril de 2018.

La nueva nave industrial que construye la empresa de Gabriel Alberto Batalla Reigada

La nueva nave industrial que construye BECSA se enmarca en un doble reto de construcción. Por un lado, se está ejecutando la edificación industrial de la nave, un proceso que se estima que podría durar unos dos meses.

De forma paralela, se empezó con anterioridad (durante el mes de febrero de 2018) la urbanización de las calles adyacentes a la nave industrial, que corresponden a la calle Turia y la calle Figueroles.

Dentro del proyecto en global que está ejecutando la empresa que dirige Gabriel Alberto Batalla Reigada destaca principalmente una galería subterránea que también se está construyendo.

Esta galería tiene la función de unir la nueva nave industrial con las naves de Vidres S.A. que ya están construidas, de manera que a través de ella se podrá acceder a cualquiera, sin necesidad de salir al exterior.

Características de la nueva nave industrial que construye BECSA

La funcionalidad que la compañía destinataria va a aprovechar en la nueva nave industrial es la correspondiente al almacenamiento de productos cerámicos. Será, por tanto, un importante espacio que servirá de almacén para todo su stock.

Entre los aspectos más innovadores de esta construcción desarrollada por BECSA, hay que identificar sobre todo el hecho de que la infraestructura contará con iluminación natural mediante el uso de lucernarios. Se trata de una útil medida de eficiencia energética, con la que se ofrece un valor adicional a la construcción de este tipo de proyectos.

La nave industrial también contará con puertas de acceso, espacios de evacuación y muelles de carga. Al tratarse de una nave industrial y por la ubicación donde se ejecuta, se ha decidido construir de una forma algo más elevada que la urbanización exterior. Gracias a ello, se impedirá la posible entrada de agua cuando llueva en la zona. Todas estas aguas pluviales serán canalizadas hacia la red municipal.

La empresa de Gabriel Alberto Batalla Reigada construye una nave automatizada

Uno de los aspectos más destacables de este proyecto de BECSA es el hecho de que, el nuevo almacén de Vidres S.A. estará automatizado.

La maquinaria ubicada en esta nave, que ocupa más de 4.000 metros cuadrados de superficie, se responsabilizará de cargar los contenedores con los productos cerámicos del almacén. El sistema se deberá encargar de identificar los palés que hay en ese momento en el almacén, las existencias de cada uno de los productos que hay almacenados y, por descontado, de saber en todo momento cuál es su posición concreta en la nueva nave industrial, para poder ir hasta ellos, cogerlos y ubicarlos correctamente para que luego sean enviados a las zonas de expediciones designadas.

El automatismo en naves industriales es una de las innovaciones más importantes en el sector de la construcción. Gracias a este nuevo proceso de trabajo, se ahorra un tiempo muy importante para la compañía, se reduce la exigencia física de los trabajadores y se mejora en varios términos, desde la propia trazabilidad de las mercancías hasta la rentabilidad general de la empresa, ya que es un proceso más eficiente y rápido que el tradicional.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*