Malestar vecinal por las pintadas en la urbanización Azulagua de Pozuelo junto a la nueva conexión entre la Avda. del Talgo y Aravaca

La línea de ferrocarril del Metro Ligero Oeste genera a su paso impacto acústico

Vecinos de la ampliación de la Avenida del Talgo, que une Aravaca y el municipio de Pozuelo, han expresado a la alcaldesa de éste, Susana Pérez Quislant, su malestar por las pintadas existentes en el muro antisonido realizado por la empresa constructora de la nueva urbanización en Berna «tras un año soportando las obras, tanto del nuevo tramo de calle aperturado así como de la citada urbanización de la empresa AELCA, residencial-azulagua, sita en la confluencia Avda. Carlos III con Avda. de Europa», obras que consideran necesarias «pese a su evidente prologanción en el tiempo»

«Lo que no podemos entender -precisan- es que la empresa constructora realice un muro con pantalla antisonido, que el primer efecto ocasionado es el de lograr que rebote el sonido del Metro Ligero, que antes eras prácticamente imperceptible, habiéndose incrementado ahora el volumen del mismo para el resto de vecinos de la zona».

Este muro, de claro estilo «carcelario» sin ningún toque estético o ambiental -observan los denunciantes-, nada más nacer ya llevaba una etiqueta bien grande que decía «PÍNTAME», subrayando los vecinos que la obra de referencia «se ha convertido en un muro con múltiples pintadas «sin estética» que hace que la anunciada prolongación y el entorno para los vecinos que hemos invertido en Pozuelo en base a su tranquilidad y calidad de vida parezca que nos encontramos en una zona marginal tipo Bronx».

«Entendemos que es una obra privada -matizan-, pero también que el Ayuntamiento confiere los permisos necesarios para el desarrollo de la obra y otorga las licencias de habitabilidad para los residentes en esta urbanización que esperamos no concedan hasta que solucionen el problema con dichas pintadas que no favorecen a nadie, ni a sus residentes, ni por supuesto a los vecinos de la  zona». Éstos an bautizado el muro como el de las «pintadas» o de la «vergüenza» porque «todos pagamos fielmente nuestros impuestos para vernos obligados a vivir en un escenario como este», lamentan los vecinos.

2 Comments

  1. Totalmente de acuerdo. Deben buscar otra solución ,o bien plantar árboles/arbustos pegados a la valla en todo el recorrido de la misma que evite que se vean o directamente se realicen esas pintadas que dan un aspecto de sucio y cutre a la zona. No es justo y el ayuntamiento debe actuar.

  2. De acuerdo totalmente con las quejas. Al igual que mucha gente que conozco el estado es bochornoso. Está claro que es necesaria alguna actuación en esta zona en este sentido. Lo normal sería crear una cubierta vegetal o similar. En un municipio que hace gala de sensibilidad medioambiental y de zonas verdes lo último que nos podemos permitir es la degradación de precisamente ese aspecto.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*