Simulacro: servicos de seguridad y emergencia se enfrentan a la toma de rehenes por un delincuente armado paranoico que ha consumido “droga caníbal”

A esta situación recreada en el simulacro se han enfrentado los futuros enfermeros en Urgencias y Emergencias. Es la prueba final del Curso de Experto para obtener el título que les permita formar parte de los servicios de urgencias, emergencias y rescate de todo el país.

Un peligroso delincuente armado escapa de un control policial. Sus reacciones violentas y comportamiento errático se deben a que ha consumido MDPV (metiendioxipirovalerona) -conocida como la droga caníbal, un potente psicoestimulante que puede provocar taquicardia, vómitos, agitación, paranoia, confusión, delirios, conductas violentas- lo que le lleva a colisionar con un vehículo y provocar un accidente. Un autobús de línea impacta también contra el turismo y el criminal decide subir al autocar y atrincherarse allí tras herir a varias personas. Los equipos sanitarios y Policía Local acuden a la zona, pero la peligrosidad del sujeto obliga a la intervención de equipos de élite de la Guardia Civil para reducir al delincuente y que los múltiples heridos puedan recibir atención sanitaria. A esta compleja situación se han enfrentado hoy en Las Rozas (Madrid) los efectivos de Protección Civil y Guardia Civil y otros cuerpos sanitarios como SAMUR, SAMER, SEAPA o Ambulancias Transamed junto con los alumnos integrados en sus equipos que se preparan para trabajar en el campo de las Urgencias y Emergencias en un simulacro considerado de los más exigentes de toda España y que cada año organiza la Escuela Internacional de Ciencias de la Salud con la colaboración del Consejo General de Enfermería.

La acción a la que se han enfrentado cerca de 150 profesionales implica la atención urgente a los heridos debidos al accidente de tráfico y los impactos de bala. Las heridas de todo tipo que han sido recreadas con máximo realismo por parte de especialistas en efectos especiales. Algunos de los figurantes son actores profesionales como el televisivo Alejandro Valenciano, conocido por sus papeles en El secreto de Puente Viejo o La Catedral del Mar. El ejercicio que compone esta prueba final del curso persigue que los alumnos salven el mayor número de vidas posibles consiguiendo clasificar y tratar a los heridos para su evacuación priorizada a los hospitales designados.

“Los enfermeros han tenido que clasificar y asistir a más de 30 víctimas de distinta consideración: desde heridos muy graves, por herida de bala y politraumatismos a otros con heridas que revestían menos gravedad. En este ejercicio, los profesionales deben superar el caos reinante y dar respuesta en tiempo récord en una situación de máximo estrés. Resulta crucial detectar los heridos críticos y evacuarlos cuanto antes. En este caso, el agresor había consumido una peligrosa sustancia estupefaciente, la metiendioxipirovalerona, conocida como “droga caníbal”, por lo que la atención a este hombre -que también ha resultado herido- debe contemplar esta particularidad. Esta droga provoca paranoia, delirios y conductas violentas, lo que ha complicado bastante la situación”, explica José María García de Buen que coordina el simulacro junto a Emilio José Muñoz Hermosa, también profesor de la Escuela Internacional de Ciencias de la Salud.

Por su parte, Pilar Fernández, directora de la Escuela Internacional de Ciencias de la Salud y vicepresidenta del Consejo General de Enfermería, asegura que “España cuenta con unos de los mejores servicios de Urgencias y Emergencias del mundo. Hay dos elementos que confluyen mucho más a menudo de lo que creemos, como son los accidentes de tráfico graves vinculados al consumo de alguna sustancia adictiva. Tampoco estamos libres de delincuentes con acceso a armas de fuego y para enfrentarse a ese tipo de situaciones los enfermeros deben entrenarse y estar siempre preparados. La actuación de los alumnos ha sido muy profesional y están listos para incorporarse a los distintos servicios de Emergencias a nivel local, regional o nacional. Para la Guardia Civil, la Policía Local y los servicios de emergencias y Protección Civil participantes, a los que agradecemos su presencia desinteresada. Este tipo de simulacros también representa una oportunidad para ensayar procedimientos”.

El presidente del Consejo General de Enfermería, Florentino Pérez Raya, ha recalcado que “las enfermeras y los enfermeros deben mantener actualizados sus conocimientos -es uno de nuestros deberes- pero en el caso de los compañeros que trabajan en el campo de las Emergencias los entrenamientos y prácticas tan exigentes como la que hemos vivido hoy en este simulacro. Nuestros enfermeros de emergencias son una referencia a nivel global, no sólo por las grandes tragedias que han tenido lugar en nuestro país sino en el día a día de los accidentes de tráfico u otro tipo de intervenciones”. 

Título de Experto en Emergencias

Este simulacro es parte del examen final de los alumnos del título de Experto Universitario en Urgencias y Emergencias de la Escuela Internacional de Ciencias de la Salud, centro de posgrado universitario. Este título es considerado el mejor de España por los servicios de emergencias del Sistema Nacional de Salud y uno de los mejores de Europa y del mundo por las instituciones sanitarias internacionales. El simulacro de hoy no habría sido posible sin la inestimable colaboración del Excmo. Ayuntamiento de Las Rozas de Madrid, de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, del Grupo de Reserva y Seguridad (GRS) de la Guardia Civil, de los servicios emergencia de SAMUR-PC, SAMER y SEAPA, de los servicios de Protección Civil de Las Rozas de Madrid, Boadilla del Monte, Moralzarzal, Galapagar, Albares, así como Ambulancias Transamed, Desguaces La Torre y Autobuses Grupo Avanza.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*