Criptomonedas: Cada vez más empresas la toman como forma de pago

Imagen: MichaelWuensch

Hasta no hace mucho tiempo, los únicos medios de pago disponibles eran en efectivo o con tarjeta, lo cual nos obligaba a contar con una cartera cada vez que salíamos a la calle. Pero el avance de la tecnología también nos trajo nuevas ventajas y opciones que nos faciliten la vida. Una de ella es la utilización de medios electrónicos para poder realizar nuestros pagos y compras. Sin embargo, en el último tiempo han estado apareciendo otras alternativas para pagar o realizar operaciones. No importa si se trata de tiendas de eCommerce que acepten Ripple o casinos con Bitcoin, las criptomonedas parecen haber llegado para quedarse.

¿Qué es una criptomoneda? Se trata de un medio de intercambio digital en el cual se utiliza un cifrado criptográfico para operaciones financieras como la transferencia de activos o la creación de unidades. El control de cada una de estas monedas está descentralizado mediante un blockchain (cadena de bloques) que funciona como base de datos pública de cualquier movimiento u transacción. Su característica más relevante es que no depende de un mercado central ni está atada a la economía de un país, sino a los principios básicos de oferta y demanda. La primer criptomoneda que entró en circulación fue el Bitcoin. Desarrollada en 2008 por una persona (o un grupo de ellas) que se dio a conocer como Satoshi Nakamoto. Desde ese momento hasta nuestros días se crearon más de 1.300 opciones diferentes, estimándose que una nueva opción aparece cada semana.

La gran demanda por Bitcoins en los últimos años han provocado una explosión en su cotización frente al Euro o al Dólar, lo cual genera un círculo vicioso en donde las personas quieren conseguir más antes del próximo aumento. Y aún siendo una divisa extremadamente volátil, su encanto entre las personas que buscan alternativas a las inversiones tradicionales no parece decaer. Es por eso que cada vez más empresas la están tomando como medio de pago para diferentes productos y servicios.

Las opciones son muchas; puedes comprar billetes de avión, jugar partidas en casinos virtuales o, si estás en los Estados Unidos, ver un partido de baloncesto de Sacramento Kings o Dallas Mavericks. Páginas como Wikipedia o The Internet Archive permiten a sus usuarios realizar donaciones para seguir operando sin interferencia de grandes corporaciones. Incluso un gigante del software y hardware como Microsoft permite a sus usuarios comprar licencias o productos con este tipo de moneda virtual.

El futuro del Bitcoin y las criptomonedas siempre es incierto. Si bien todos los años se predice que explotará la burbuja, la realidad es que nada parecería detener este tipo de transacciones virtuales. Todavía no podemos estar totalmente seguros de que esta es la economía del futuro, pero estamos seguros que al menos es el camino al cual se está apuntando.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*