Madrid, entre las provincias con mejores condiciones para desarrollar promociones de viviendas dirigidas al alquiler

Imagen: Annca

En días pasados la Sociedad de Tasación, empresa que realiza valoraciones de activos inmobiliarios, se hizo eco de un estudio promovido por Urban Data Analytics (uDA), titulado Build to Rent, que recoge el resultado del análisis del alquiler que ha llevado a cabo para detectar en qué provincias puede resultar interesante, por ofrecer síntomas positivos, desarrollar promociones destinadas al alquiler.

En concreto uDA efectuó un análisis del mercado de alquiler y de sus rentabilidades en función de la evolución de los precios, a la vez que registró datos sobre el volumen del alquiler y el nivel de dinamismo de este mercado, así como la tipología y el ticket medio correspondiente para advertir sobre promociones en alquiler no viables por los insuficientes ingresos previstos.

De dicho estudio se deduce que las provincias de Zaragoza y Madrid presentan el menor riesgo de inversión a la hora de construir una promoción dirigida específicamente a su alquiler. Por el contrario Teruel y Asturias son las provincias que presentan mayor riesgo inmobiliario para los inversores de la citada tipología de viviendas.

Cabe tener en cuenta adicionalmente, en lo que respecta a la capital, que registra una tendencia al alza: cada vez más personas deciden compartir piso en Madrid por diversas causas: cambios en su vida laboral y/o personal o, incluso, por el deseo o necesidad de sacar provecho a habitaciones vacías no utilizadas, circunstancia muy común en la actualidad entre los españoles ya que la oferta de viviendas en alquiler no crece ni tan rápido ni mucho menos a la par que la demanda.

Como consecuencia de ello los precios de los alquileres siguen subiendo, con el consiguiente incremento del riesgo de ser víctimas de inquilinos morosos que corren los caseros. En todo caso, y según ha informado la Comunidad de Madrid, en estos días el Ejecutivo regional ha terminado de adjudicar las ayudas que otorga al alquiler, de las que se han beneficiado 4.205 personas, entre éstas 2.168 jóvenes menores de 35 años, lo que contribuye a reducir los impagos. El resto de ayudas han sido concedidas a grupos preferentes, de los que forman parte los mayores de 65 años y, en buena medida, las familias numerosas.

Las ayudas para el alquiler tienen como objetivo poder ayudar a cualquier persona física mayor de edad de sectores de población considerados más vulnerables, como los mencionados mayores de 65 años y las familias numerosas. También, las familias monoparentales con cargas familiares o aquellas en las que conviven víctimas de violencia de género o de terrorismo, además de las familias con alguno de sus miembros con discapacidad o con todos sus integrantes en desempleo o sin prestaciones, a los que se suman los menores de 35 años.

El estudio de uDA se hace eco, por último, de la tipología de vivienda más propicia para formar parte de promociones destinadas al alquiler, esto es: viviendas de alrededor de 55 m2 ubicadas en la provincia de Barcelona, en la que existe un riesgo inmobiliario leve.

El mismo informe señala igualmente como zona segura para realizar inversiones dirigidas al alquiler, Sevilla capital y la provincia, donde recomienda los pisos de dos dormitorios, en torno a los cuales existe mayor dinamismo, y asimismo Salamanca, una provincia con un mercado inmobiliario destinado al alquiler donde hay un riesgo muy  bajo en viviendas de 120 m2 aproximadamente.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*