Las obras de la nueva rotonda de la M-513 en Boadilla avanzan a buen ritmo y finalizarán previsiblemente en agosto

Las obras de construcción de la nueva rotonda de la M-513 a la altura del Olivar de Mirabal en Boadilla del Monte, que dieron comienzo durante el mes de febrero, avanzan a buen ritmo y está previsto que la actuación finalice durante el mes de agosto, tras haber estado paralizada entre el 30 de marzo y el 13 de abril por las restricciones del estado de alarma.

Dotada con un presupuesto de 631.436,34 euros +IVA, la obra cuenta con la pertinente autorización de la Dirección General de Carreteras de la Comunidad de Madrid al tratarse de una actuación en una vía de competencia regional.

La rotonda, que tendrá un diámetro de 60 metros, viene a sustituir a la raqueta que existe actualmente y permitirá mejorar el tráfico en el acceso a Boadilla desde Brunete así como a los nuevos desarrollos. Igualmente aumentará la seguridad en la zona con el consiguiente descenso de la siniestralidad.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*