Divorcios después de la pandemia

La intensa convivencia entre los miembros de una pareja a la que ha abocado el confinamiento durante el reciente estado de alarma, o incluso los obligados períodos de cuarentena que es necesario mantener cuando un familiar o compañero de trabajo da positivo en una prueba de Covid-19, por no hablar del modo como ha modificado las relaciones interpersonales familiares la instauración generalizada del teletrabajo en la actual «nueva normalidad» a la que ha dado lugar la crisis sanitaria provocada por el coronavirus, está teniendo como consecuencia directa un considerable incremento de las separaciones y rupturas matrimoniales. De hecho, los divorcios se han multiplicado en España en estos últimos meses, según ponen de manifiesto las estadísticas y, sobre todo, los abogados expertos en derecho de familia, que han registrado un aumento de al menos un 35% de consultas a ese respecto desde el pasado mes de marzo, en comparación con similar período de tiempo del año anterior.

También está teniendo unos efectos nefastos sobre las relaciones familiares la crisis económica derivada de la pandemia, la cual a su vez hace más difícil llegar a entendimientos y acuerdos, dado que las dificultades dinerarias provocan que las parejas opten por aguantar y permanecer juntas pese a vivir en desamor, con lo que ello implica en cuanto al agravamiento de la convivencia. En este contexto suele ser difícil además llevar a cabo un divorcio amistoso, que es la solución más deseable en el supuesto de que no haya modo de restablecer una sana relación matrimonial.

Llegado ese momento es fundamental contar con un abogado cualificado, que sea capaz de humanizar el conflicto y defender la postura de quien le contrata en cada punto del convenio regulador que habrá que establecer, ayudándole a formalizar el divorcio de la manera más fácil y rápida posible, así como a manejar la situación igualmente de la manera más cómoda o confortable que se pudiera conseguir.

Una vez se ha constatado que la vida en pareja ha terminado y que hay que adoptar acuerdos para ponerle fin formalmente, no cabe sino acudir a un buen bufete de abogados especialistas en divorcios para hacer frente cuanto antes a la nueva situación, sobre todo si se tienen hijos en común o es preciso afrontar una situación de separación de bienes. Destaca entre éstos:

Garón Abogados
Calle de Jorge Juan, 28 28001 Madrid
Tfno: 911 124 168

Es posible obtener mayor información sobre este despacho en el enlace https://www.garonabogados.es/abogados-divorcio-madrid/ e incluso establecer contacto online  a través de su página web, en la que se puede gestionar incluso que sea el bufete el que contacte con el interesado o interesada en un plazo inferior a 24 horas.

Como primer paso el abogado experto en divorcios recomendará a los implicados en este tipo de procesos que traten de formalizarlo de mutuo acuerdo, esto es, de manera amistosa, ya que podrán beneficiarse así de múltiples ventajas de índole personal y económico. Ahora bien, si no fuera posible, la idea que prevalecería sería intentar llegar a consensos y acuerdos que resulten satisfactorios para ambas partes, especialmente si la pareja tiene hijos, siendo preceptivo atender en todo momento el interés de los menores, a los que por encima de todo hay que cuidar y proteger.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*