All Around Folks en concierto el próximo sábado 2 de julio en la Sala Vesta de Chueca

All Around Folks regresa a los escenarios de Madrid después de la gran acogida de la presentación de su disco de debut. El grupo madrileño ya está afinando cuerdas, voces y percusión para el nuevo concierto que ofrecerán en Chueca el próximo sábado 2 de julio a las 21 horas en la Sala Vesta para dar aún más a riendas a lo que mejor saben hacer: inspirar un oído con una mezcla de sonidos occidentales y armonías orientales en una explosión de mestizaje cultural que bate las salas a ritmo de folk americano, country, soul, jazz y música clásica hindustani.

Kristin Wheeler, vocalista procedente de Nueva York; María Coronado, vocalista madrileña; Álvaro L. Melgar, guitarrista y sitarista que viene de Madrid pero emerge en la India; Manu T. Buján, percusionista de tabla india, otro trotamundos con maleta hindú; Jesús Flores Zaya, maestro gaditano al bajo; y Sebastián Rubio, a las percusiones y bombo, despuntaron en la Sala Clamores el pasado 12 de marzo con un concierto que ya prometía con colas en Chamberí y cartel de ‘SOLD OUT’ colgado’ en el mítico escenario madrileño.

1“Quedarnos sin entradas y tener que dejar amigos en la puerta ya superaba todas nuestras expectativas pero las increíbles reseñas que reportaron después los grandes compañeros críticos del sector nos dejaron sin palabras”, afirma el fundador del grupo, Álvaro L. Melgar”. Se atrevieron a tocar en directo una fusión inédita e improvisada de folk americano y folk hindustani, algo nunca visto en un escenario español, Sin embargo, con los pies en la tierra, sabiendo que en la música se sube tanto como se baja, estos chicos no han dejado de componer, probar y mezclar nuevos ritmos.

“La ola sube a la misma velocidad que baja”, con lo que “ni nos conformamos ni nos quedamos dormidos”. La puesta en escena es solo el resultado del arduo trabajo que hay detrás. “Para nosotros lo más importante y más motivador es la creación, la innovación, el probar elementos nuevos en composición inconcebibles quizá aún en España”, manifiesta Álvaro. “Para ello, escuchamos mucho músicas de todas las vertientes musicales, estudiamos y componemos a diario”, asegura. El grupo madrileño ya tiene en cantera otros singles con composiciones aún más innovadoras y letras incluso en español, pero “todo lleva tiempo y muchos arreglos que hemos de compaginar con nuestros trabajos”, confiesa Álvaro.

María y Kristin lo tienen claro. “Ambas llevamos en la mochila una carga de influencias brutal, cada una por su origen, cultura musical o experiencia de vida, pero lo importante es que hemos aprendido a congeniar ambas”, destaca María. Kristin, por su parte, ha llegado a la conclusión de que ahora “me gusta más el folk americano que hago aquí en España que el de mis raíces”. “Para hacer folk americano ya están mis paisanos. En este grupo todas las influencias suman, los matices son nuevos y los resultados son impredecibles al oído”, asegura.

En cuanto a percusión, el maestro de tabla india Manu T. Buján nunca ha estado más satisfecho con el creativo trabajo que realiza en All Around Folks. “Jamás pensé que esto fuese posible en España. “Tengo alas, puedo improvisar, es como si estuviese otra vez en la India, pero creando algo totalmente nuevo”, afirma.

Las entradas para el concierto en Sala Vesta ya están a la venta aquí.

La historia de cuatro amantes de la música

All Around Folks presentó su primer disco en formato, CD, vinilo y plataformas digitales el pasado 20 de enero Desde Nueva York a Nueva Delhi, los cuatro integrantes de la banda aparcaron en Madrid en 2019 para fusionar el bagaje cultural que cada uno portaba a hombros. Entonces, el intercambio de culturas e influencias musicales procedentes de varios continentes implosionó tras el encuentro fortuito de unos jóvenes con muchas ganas de romper estilos y crear algo verdaderamente nuevo.

Se sujetaron al principio a una sola mano, la de Álvaro L. Melgar, fundador del grupo, pero entre ellos pronto se retroalimentaron de una mochila musical en voces e instrumentos tan dispares y alejados en el mapa que, aunque los comienzos fuesen complicados, pronto empezaron a completarse de tal modo que dieron lugar a una mezcla de talentos única en España.

Kristin Wheeler es pura lírica pero envuelta en folk y country americano. María Coronado es idealista, apasionada y rasga tanto la voz como dictan sus entrañas. Sus cuerdas suenan rotas y más rockeras, aunque tampoco suena a esta península a pesar de venir de Madrid. Lo mágico es la fusión de ambas. El cuerpo de sus voces juntas converge en un escenario en el que no caben más registros del espectro vocal.

No van solas. La instrumentación de este grupo rompe cualquier cliché. Álvaro L. Melgar cuenta con una formación musical tan técnica y milimétrica que te descoloca después con la creatividad y la espontaneidad que emanan sus acordes. Álvaro dirige y compone. Lleva siempre una guitarra al hombro, pero lo mismo te coge la acústica, que la eléctrica, que el sitar: uno de los instrumentos que definen el alma de esta banda. “La India me cambió la vida, a todos los niveles, pero musicalmente me duché y calé con todo su ingenio instrumental”, expresa.

Y su sueño se amplificó aún más cuando conoció a Manu T. Buján, otro talento empapado de la música clásica hindustani. Con su tabla india no hace falta batería. “Me parecía imposible en Occidente sustituir un golpe de bombo con mi tabla hindú, pero este ‘punch’ registra más graves y menos reglas. En India la música es libre, aquí los arreglos son fijos”, explica. “En este LP contamos con dos temas instrumentales que brindan un viaje iniciático a la India. Con una tabla y un sitar o una guitarra acústica se puede palpar Oriente desde Occidente”, asegura.

A este elenco de artistas se suma además el gaditano Jesús Flores Zaya con un bajo eléctrico fretless, sin trastes, una aportación con clara tendencia jazzística y un movimiento armónico que colorea con mucha expresividad el resto de la instrumentación, permitiendo deslizarse de un tono a otro sin saltos a través de glissandos, otra herramienta muy típica de la música hindustani.

Y faltaban las letras y esta banda tan original en sonidos nos habla sobre todo de libertad, de estigmas y barrotes sociales, de alas rotas, de amor y frustración, de mujeres, de feminismo, de luchadoras y luchadores, de resiliencia, de ganas de volar y sobre todo de no dejar nunca de ser niños.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*