El Colegio Europeo de Madrid apuesta por materiales sostenibles para potenciar el cuidado del medio ambiente entre sus alumnos

CEM cuenta con un Club de Sostenibilidad, donde se ponen en marcha distintas iniciativas para concienciar a todos los alumnos sobre el cuidado y respeto del entorno

El Colegio Europeo de Madrid, centro internacional privado de 0 a 18 años, ubicado en Las Rozas y referente en innovación y tecnología en el aula, reformaba recientemente sus instalaciones apostando, en esta ocasión, por materiales sostenibles en las mismas.

Sin duda, el motivo de esta apuesta no es otro que fomentar la sostenibilidad y el cuidado del medioambiente entre sus alumnos. Así pues, cabe destacar que CEM, situado en Las Rozas, tiene como objetivo principal equipar a sus alumnos para los desafíos del futuro y ayudarles a cultivar las habilidades y valores que les permita crecer y desarrollarse en el mundo que nos rodea. Además, es importante señalar que, en este colegio madrileño que pertenece al grupo educativo internacional Cognita desde 2018, los alumnos crecen en un entorno altamente afectivo en el que destaca la transmisión de sus propios valores: honestidad, audacia, colaboración, esfuerzo y resto.

Por ello, el Colegio Europeo de Madrid cuida hasta el más mínimo detalle que engloba toda la educación que reciben sus alumnos: desde el proyecto educativo hasta los espacios de aprendizaje en los que se desarrolla este. Es así como, en su última reforma, llevada a cabo este mismo año, desde el centro han decidido apostar por materiales sostenibles en la misma con el fin de seguir fomentando en sus alumnos la importancia de valorar y respetar nuestro planeta.

De este modo, no es de extrañar que, durante la renovación de sus espacios, el centro educativo ha apostado por el linóleo, un derivado de la madera que, a diferencia del vinilo que es plástico, es un componente sostenible y biodegradable, para suelos y paredes. Por otro lado, también se ha apostado por barnices ecológicos, con cítricos y libres de tóxicos, para la madera que permite un ambiente más limpio y puro. Además, en los puntos necesarios, se ha usado corcho natural que es un material con distintas ventajas ambientales, ya que su fabricación no perjudica al medio ambiente, así como en otros se ha apostado por la madera de pino sin tratar que, además de contar con menos tóxicos y ser un material natural muy duradero, da un mayor efecto de calidez al ambiente.

Por otro lado, el Colegio Europeo de Madrid, dentro de su programa educativo, cuenta con un Club de Sostenibilidad, donde se ponen en marcha distintas iniciativas para concienciar a todos los alumnos sobre el cuidado y respeto del entorno. Estas iniciativas van desde el cuidado del huerto ecológico por parte de los alumnos que se lleva a cabo, además, con el agua que sobra de las jarras a la hora de la comida (por lo que no implica un gasto adicional de agua) hasta el reciclaje, pasando por participación en actividades externas, como reforestaciones y plantaciones promovidas por el Ayuntamiento.

Por último, hay que añadir que el CEM se encuentra en proceso de unirse a la red de Ecoescuelas, un programa de sostenibilidad en el ámbito escolar que busca implicar a las próximas generaciones en el aprendizaje basado en la acción.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*