¿Listo para emprender? Empieza por un buen nombre de empresa

Poner en marcha un negocio online es una gran decisión, que implica comenzar a hacer un trabajo importante. Ello conlleva una serie de pasos, y precisamente uno de los primeros es buscar un nombre para la empresa.

Se trata de un elemento de su imagen muy importante, ya que el nombre elegido debe ser para siempre. Además, este puede colaborar muy positivamente al desarrollo del negocio.

Cómo crear una tienda online con un buen nombre

Hay que intentar a toda costa acertar con el nombre de la empresa, ya que una vez se da a conocer el negocio con un nombre, este no debe cambiarse bajo ningún concepto. Si se hace así, los clientes ya no tienen claro si se trata de la misma empresa o una de la competencia, y si piensan que no están ante el mismo negocio, pueden interesarte por otros también. Esto es algo que un empresario tiene que evitar siempre.

Pues bien, para dar con un buen nombre de empresa, se recomienda seguir una serie de pautas. En primer lugar, debería ser un nombre conciso y corto, ya que la experiencia ha demostrado el buen funcionamiento de este tipo de nombres. En muy pocos casos los nombres largos o complicados resultan ser exitosos. También debe ser un nombre fácil de recordar.

En el momento de crear tienda online, su fundador tiene que saber en primer lugar cuál es el sector de mercado en el que se integrará el negocio. Con este dato ya hay una primera pista para elegir nombre. A partir de aquí, el emprendedor debe ir anotando todas las ideas que se le ocurran.

Si este no se termina de decidir, puede crear un comité de empresas, para que sus miembros aporten también sus ideas, y entre todos votar para dar con la que tenga mejor acogida.

1

Dónde inscribir el nombre de una empresa

A día de hoy, gracias a los avances de las nuevas tecnologías, el emprendedor tiene diversos medios para ponerle nombre a su empresa. Por ejemplo el generador de nombres, una herramienta con la que se puede no solo escoger nombre, sino consultar cuáles están disponibles.

Su funcionamiento es de lo más sencillo. Tan solo hay que introducir unas palabras claves en el recuadro de la página, y el emprendedor podrá ver si el nombre elegido está en efecto libre. En caso contrario, accederá a una lista con otros que sí lo están.

Con el nombre ya elegido, lo siguiente es registralo legalmente. Para ello se puede recurrir a los órganos competentes de las Comunidades Autónomas o a las oficinas de Correos, pero lo mejor es hacerlo de forma online.

A través de Internet, tan solo hay que rellenar una solicitud y enviarla. Además de ser cómodo es más económico, ya que las tasas a pagar son menores que si se hace de forma presencial. El emprendedor puede hacer el trámite allá donde se encuentre, sin necesidad de desplazarse ni tener que esperar colas.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*