La Plataforma Conservemos Kodak alerta de que el edificio que fue sede de la firma en Las Rozas puede ser demolido en breve

La Plataforma Conservemos Kodak alerta a través de un comunicado que el edificio que acogió la sede de la firma en España, situado Las Rozas, puede ser demolido en breve, a pesar de estar en trámites para ser incluido en el Catálogo de Bienes y Espacios Protegidos del municipio

“Hemos tenido conocimiento que la inmobiliaria Levitt pidió el pasado día 20 de junio licencia municipal para demoler el edificio principal de Kodak. De concederse, la demolición sería ilegal, ya que el edificio está en trámites de ser incluido en el Catálogo de Bienes y Espacios Protegidos del municipio”, señalan desde la Plataforma.

Los planes para el antiguo edificio de la fábrica Kodak de Las Rozas preveían su desaparición para construir 750 viviendas y 56.000 metros cuadrados de oficinas.

La Dirección General de Vivienda y Rehabilitación de la Comunidad de Madrid, emitió un informe en que se refería al conjunto KODAK, proponiendo incluirlo en el mencionado Catálogo Municipal, debido a su calidad y por estar recogido en la publicación Arquitectura y Desarrollo Urbano” atendiendo las alegaciones al proyecto presentadas ante el Ayuntamiento de Las Rozas de Madrid por varias organizaciones.

Se trata de un modelo industrial de los setenta, integrado en su entorno natural, en una parcela con una densa arboleda por la que discurre el Canal del Guadarrama, obra hidráulica histórica.

Además de su valor puramente arquitectónico y la evidente influencia del arquitecto Louis Khan, hay que tener en cuenta el importante papel que ejerció en el desarrollo del sector de la fotografía en la Comunidad de Madrid, concretan desde la organización denunciante.

De autorizarse su demolición, ésta supondría, al decir de la Plataforma, una pérdida irreparable para el ya deteriorado patrimonio cultural de Las Rozas y una merma sensible en el de la Comunidad de Madrid, además de un grave atentado contra el medio ambiente pues supondría la tala de 1.400 arboles de más de 40 años de edad.

“Por todo ello solicitamos  la denegación de la licencia  y la retirada del proyecto urbanístico”, reclaman los denunciantes.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*