Representación de la pasión de Cristo en Chinchón

Foto: Jrodelgo / Imagen de archivo año 2013

Una de las fechas del año en la que Chinchón recibe más afluencia de turistas es en Semana Santa. La representación viviente de la Pasión y Muerte de Cristo es la más antigua de la Comunidad de Madrid, reconocida desde hace años por su majestuosidad y fervor con la que lo viven sus habitantes; invita a presenciarla y vivirla el Sábado Santo al anochecer.

Declarada de Interés Turístico por el Ministerio de Comercio y Turismo en 1.980, la Pasión de Cristo comienza con la Última Cena, representada en el balcón del Ayuntamiento, situado en la Plaza Mayor.

Seguidamente, nos dirigimos hacia la Plaza de San Roque, donde se encuentra la ermita de dicho santo, patrón del pueblo. Aquí  se observa  el acto de Cristo en el Monte de los Olivos y El Prendimiento.

Desde aquí nos encaminamos hacía el “Balcón de Pilatos”, que da comienzo a una de las calles que se comunica con una de las entradas a la Plaza Mayor,  (entrada a la Plaza Mayor por la calle Morata), Subiendo por dicha calle conoceremos el lugar donde Jesús tiene la primera caída de camino hacia el Calvario y es ayudado por Simón de Cirene, el cual acompaña a  Jesús hasta su crucifixión.

Llegamos a uno de los momentos más importantes del recorrido. Un espectáculo único, inolvidable, un momento en el que el visitante no sabrá a que prestar más atención, si al hecho religioso en sí o al escenario que se está encontrando. Es la entrada a la Plaza Mayor por la Columna de los Franceses, donde Jesús tiene su segunda caída y Verónica corre a su lado para limpiarle la cara. A su vez el visitante observará el escenario lleno de colorido y luces que con tanto encanto muestra nuestra emblemática Plaza Mayor.

Llegados a este punto, más adelante en otra de las entradas a la Plaza Mayor tiene su desarrollo, la tercera y última caída, Jesús y María. Seguidamente llega el maravilloso marco del Calvario, rodeado por la Plaza Mayor, que lo acoge con sus brazos y lo hace aún si cabe más peculiar y maravilloso.

Finalmente, situándonos en los soportales de la Plaza Mayor, se observa la mágica imagen que ofrece la fachada de la Iglesia Nuestra Señora de la Asunción. Aquí observamos  la Resurrección de Cristo, último acto de la representación.

Se recomienda a los visitantes que acudan por primera vez a contemplar este acto artístico- religioso, que se sitúen en la Plaza Mayor porque desde aquí se pueden observar 5 de las 8 escenas que componen esta representación.

Este acto cuenta con el patrocinio de la Dirección General de Turismo de la Comunidad de Madrid, del Excmo. Ayuntamiento de Chinchón, del apoyo de Empresas Turísticas del municipio, así como de otras entidades y personas anónimas

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*