Dr. Agustín Ballesteros: “Con el Método ROPA, las parejas de mujeres pueden vivir una maternidad compartida desde el inicio”

Ayer conocíamos que Nagore Robles y Sandra Barneda han iniciado el proceso para ser mamás. La pareja podrá cumplir el sueño de formar una familia gracias al Método ROPA (Recepción de Ovocitos de la Pareja). Esta técnica de fecundación in vitro se basa en que una de las mujeres de la pareja es la mamá genética, porque aporta el óvulo, y la otra la madre biológica, porque lo gesta en su vientre.

“Con el Método ROPA, las parejas de mujeres pueden vivir una maternidad compartida desde el inicio. La técnica consiste en que, mediante fecundación in vitro, en el laboratorio se fecunda el óvulo de una de las mujeres con el espermatozoide de un donante. El embrión que resulta de ese proceso se transfiere al útero de la otra mujer”, explica el doctor Agustín Ballesteros, Director de IVI Barcelona.

Esta técnica es perfecta, y por tanto una de las más utilizadas, para parejas de mujeres homosexuales. El Método ROPA consigue que las dos mujeres se involucren por igual en la maternidad, más que ninguna otra técnica. El proceso se inicia con una evaluación ginecológica a ambas mujeres, para que el especialista recomiende a la pareja la forma de maximizar las posibilidades de embarazo. La madre genética, la que aporta el óvulo, es la protagonista al inicio del tratamiento, es decir, en la estimulación ovárica y la extracción. Cuando esto se ha conseguido y ya se tiene al embrión, es el momento de la otra mujer. Su momento llega con la fecundación in vitro. A ella se le prepara el endometrio y se le realiza la transferencia del mejor embrión, conseguido gracias al óvulo de su pareja. Este proceso culmina con la consecución del embarazo, momento en el que empieza la fase más importante y bonita de todas. Por lo general, la prueba de embarazo en sangre se realiza once días después de la transferencia.

Cuando una pareja de mujeres decide ser madres y opta por el Método ROPA para llevarlo a cabo, es necesario que decidan cuál de las dos se quedará embarazada. Esta decisión puede ser por elección propia o por motivos médicos que influyan.

«El Método ROPA se aplica casi siempre en base a criterios médicos. Puede haber casos en los que una de las mujeres no tenga ovocitos o que no sean de buena calidad. También se puede dar ausencia o disfunción severa de los ovarios. En ese supuesto, esa mujer puede ser la madre gestante y la otra la madre genética, porque aporta los óvulos. Por otro lado, hay casos en los que una de las mujeres presenta alteraciones cromosómicas o genéticas. Será ella quien se quede embarazada, ya que la otra mujer tiene que aportar el material genético, el óvulo”, añade el Dr. Ballesteros.

Sea como sea, la maternidad es un punto de inflexión en la vida y un punto de no retorno. Cuando dos mujeres deciden que ha llegado el momento de ser mamás las dudas crecen, pero cuando llega, la satisfacción es aún mayor.

Sobre IVI – RMANJ.- IVI nació en 1990 como la primera institución médica en España especializada íntegramente en reproducción humana. Desde entonces ha ayudado a nacer a más de 200.000 niños, gracias a la aplicación de las últimas tecnologías. A principios de 2017, IVI se fusionó con RMA, convirtiéndose en el mayor grupo de reproducción asistida del mundo. Actualmente cuenta con más de 65 clínicas en 9 países y es líder en medicina reproductiva. www.ivi.eswww.rmanetwork.com

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*